Crónica sucinta de un encuentro esperado en septiembre de 2017 (Por Cayetano Cacho)

Como siempre  y a la hora convenida del día 27 de septiembre de 2017, fueron llegando los socios a la Cripta de Salesianos Madrid-Atocha. Con una prudencial espera, se empezó la Eucaristía, en esta ocasión como MISA DE DIFUNTOS, presidida por Mariano G. Yagüe, quien estuvo asistido por José Antonio López-Manzanares, ambos salesianos, y participada por un total de 15 personas.

La celebración eucarística estuvo realzada al órgano por Jesús Rodríguez, coadjutor salesiano, saliendo bien, sin ensayo previo, como de costumbre.

Se recordó a los fallecidos en el último período anual (24 de noviembre de 2016 a 31 de agosto de 2017): compañeros y familiares del grupo, así como a superiores-profesores y otros salesianos. Se aplicó por ellos.

Como se tenía la cita de la COMIDA en el Restaurante El Escarpín de la calle Hileras a las 14 horas, se formó la pequeña comitiva que, por el camino, hizo un alto en un bar próximo al colegio salesiano para recabar fuerzas para la caminata, invitados por José Antonio López-Manzanares. Como miembro, recientemente incorporado al grupo, asistió a los dos actos Jesús Ramos García que vino desde Salamanca.

Siempre con la alegría de vernos en camaradería, nos dispusimos a dar cuenta de lo que nos ofreció el restaurante a los 17 comensales (12 hombres y 5 mujeres).

Es un momento entrañable el contar cómo nos va la vida, los nietos (el que los tiene), viajes que se han hecho, vivencias que cada uno ha tenido en sus años dentro de los colegios salesianos (con suertes diversas para unos y otros, pero siempre con la alegría de haber estado en el mismo barco), proyectos para meses futuros y cuantas cosas más que agradan en una tertulia durante el ágape y, después, en la sobremesa.

Llegados a este punto y con los correspondientes librillos de canciones populares, con buen tono y a voz en grito (teníamos un recinto para nosotros solos) entonamos lo que el director de canto proponía. En medio de la sobremesa, siempre al estilo salesiano, como en los tiempos en que éramos aspirantes, un socio que había cumplido los 80 años en abril (el que suscribe) nos brindó sus rimas que aseguró eran de acción de gracias por todo lo ocurrido en su larga y fecunda vida. Puedes leerlas si pulsas en el enlace “Ochenta versos“.

En un intermedio, Mariano Santos ofreció décimos de Lotería de Navidad del número seleccionado para los miembros del grupo: //46147//.

Siguieron más canciones y, después de un cierto tiempo, se dio por terminada la reunión que siguió en pequeños grupos en la calle con despedidas, abrazos y buenos deseos de volver a encontrarnos.

Se comunica que la próxima reunión “COMIDA DE NAVIDAD 2017” se celebrará el 29 de noviembre, miércoles, a las 14 horas en el mismo restaurante. Todos estos datos son referencia de lo que nos hace vivir Angelillo diversas veces al año.

Quizás falte algún detalle más, pero que se me perdone como reseñador que no he querido ser muy prolijo en estos menesteres.

Quedad todos bien. Sed felices.

Cayetano Cacho

Anuncios