“Breves apuntes de una tertulia” con homenaje a Fernando Mateos (Por Antonio Tavera)

NOTA INTRODUCTORIA

Con autorización de los compañeros y amigos del Grupo de Salamanca, perteneciente, a su vez, al Grupo “Moher24”, haciendo de intermediario y conseguidor Celso, publico a continuación “Breves apuntes de una tertulia”, escrita magistralmente, como siempre, por Antonio Tavera, acompañada de dos fotos: una de los asistentes a la tertulia y otra anterior en la que también aparece Fernando Mateos, a quien pretendemos homenajear con este escrito, lleno de recuerdos sobre su persona, cuando hoy se cumple un mes de su fallecimiento.

Muy agradecido al Grupo de Salamanca.

Angelillo

====================

El pasado lunes, día 13 de agosto, nos reunimos los del Grupo de Salamanca que podéis ver en la foto adjunta en la Cafetería “El Greco” ya que el lugar habitual, El REX, estaba cerrado. Pocas molestias supuso el cambio de terraza ya que este último se encuentra a pocos metros del REX.

Germán me había propuesto varias veces convocar un encuentro ya que hace bastante tiempo desde que nos reunimos la última vez, pero mi situación no era la más adecuada y desistí. Ahora hemos aprovechado esos pocos días buenos que, entre ciclo y ciclo de quimioterapia, me permiten llevar una vida un poco más normal y nos pudimos ver.  Bastantes de los asistentes se acababan de encontrar hace unos pocos días, en el entierro de FERNANDO MATEOS en su pueblo, Villavieja de Yeltes. Yo solo pude ir a rezar por él al tanatorio, en Salamanca, el día 9 de agosto.

 

Fernando Mateos participando en las tertulias del Grupo Salamanca.

Naturalmente la figura de Fernando Mateos fue el principal tema de conversación. Ya he contado que, hace unos tres meses, entré en la “Sala de tratamientos” del Hospital para hacerme una analítica con vistas a la consulta con mi oncólogo al día siguiente y sentí una voz que  decía:

– ¡Antonio!

Enseguida busqué la procedencia de aquella voz que interpelaba a un tal “Antonio” y me llevé una sorpresa mayúscula cuando vi que, en el sillón nº 7, estaba Fernando recibiendo quimioterapia. Y me impresionó la mala cara que tenía, aunque yo la tenga igual, por supuesto.

Cuento esto porque tenemos de Fernando un recuerdo de una persona alegre, siempre de bromas, “echado pa’lante”. Varias veces nos contó su amistad con don Emilio Botín, patrón del Banco de Santander, aunque reconocía que en cierta ocasión perdió unos cinco millones de pesetas en unos bonos del Banco por hacerle caso a su jefe. Todos recordamos su buena voz y su desparpajo en las representaciones teatrales o en su canciones de sobremesa. Cuando dejó la Congregación estuvo en la tuna Universitaria y, por lo que contaba sin darnos demasiados detalles, debió correrse buenas juergas. Y no solo en España.

Nadie sabía, cuando estábamos en Arévalo de aspirantes, cuál era el protocolo para que algunos compañeros desaparecieran de buenas a primeras sin saber por qué. Sí es verdad que se decía, sobre todo en mayo, que “la Virgen barría”pero no nos imaginábamos a la Virgen levantando a los compañeros al amanecer, como si fuera un fusilamiento. ¿Cómo sabía la Virgen quién era  el que se iba y en qué cama dormía? Pues no, no era la Virgen, era Fernando Mateos quien, por mandato del Director, señalaba con una toalla puesta a los pies de la cama  quién debía madrugar y levantarse sin hacer el mínimo ruido, hacer la maleta y salir del aspirantado.

A pesar de estas maniobras sigilosas que nos sorprendían tanto cuando nos levantábamos y veíamos camas vacías, Fernando no debía ser muy amigo de tal costumbre puesto que, cuando él decidió dejar el Noviciado, en Mohernando, el Padre Maestro le dijo que no dijera nada a nadie. Pero él, bravo como era, decidió desobedecer esa última orden y le dijo al Padre Maestro:

– ¿Cómo no me voy a despedir de unos amigos  con los que he convivido tantos años y son como mis hermanos?

Y se lo dijo a todos, que salieron a despedirle desde el mirador cuando él partía hacia el apeadero de la Estación del tren.

[Continúa. Puede leerse el texto completo]

Antonio Tavera

 

Anuncios

Fallecimiento de Fernando Mateos Moreno (Grupo “Moher24”)

El día 9 de agosto de 2018 se produjo el FALLECIMIENTO DE FERNANDO MATEOS en la ciudad de Salamanca, donde residía. Tenía 71 años.

Tanto el funeral como el entierro se realizaron al día siguiente en su pueblo, Villavieja de Yeltes.

Sus familiares, compañeros y amigos ruegan una oración por su alma y la intercesión de María Auxiliadora y Don Bosco. ¡Descanse en paz Fernando!

Conocí esta triste noticia el día 27 de agosto a través de Antonio Tavera, quien recogía en su última crónica de la reunión que el Grupo de Salamanca, perteneciente al Grupo “Moher24”,  realizó el día 13 de agosto. Fernando asistía habitualmente a esas reuniones periódicas de sus compañeros y amigos que realizan habitualmente en la Cafetería REX de la ciudad. Su recuerdo emocionado estuvo muy presente entre los asistentes.

Fernando también ha formado parte de nuestro Grupo “Estudiantes Salesianos 1956-1965”: ha recibido toda nuestra información (correos, mensajes de WhatsApp, fotos, vídeos, cancioneros…) y ha participado en varios encuentros anuales (al menos, los 3 últimos de Arévalo y el realizado en Zuazo de Cuartango-Vitoria). La foto elegida recoge su participación en el Encuentro Estudiantes Salesianos, celebrado en Arévalo el día 18 de abril de 2015 con motivo del Bicentenario del Nacimiento de Don Bosco.

Parte de la información y las fotos que acompaño han sido facilitadas por Celso, un compañero del Grupo de Salamanca, a quien se lo agradezco mucho. Las fotos recogen la Corona Funeraria de los Compañeros y Amigos, y los asistentes al funeral en Villavieja.

Agradecimiento de Virgilio Rubio por las condolencias recibidas

MIGUEL RUBIO CALLE, padre de Virgilio Rubio (del Grupo “Astudillo66”), falleció el día 7 de agosto, rodeado de sus familiares más allegados, en la Residencia de Ancianos donde se encontraba internado. Había cumplido 100 años recientemente, el pasado día 5 de julio.

Sus restos mortales recibieron cristina sepultura en su pueblo palentino de Villameriel.

Virgilio nos ha enviado un MENSAJE DE AGRADECIMIENTO por las numerosas muestras de condolencia recibidas de los compañeros y amigos de internados salesianos. Su mensaje lo copio a continuación:

Mi padre ya descansa en su sepultura de Villameriel (Palencia).
Muchísimas gracias a todos por vuestros pésames, apoyos de solidaridad y oraciones.
Reconforta, ayuda y se agradece contar con tantos amigos que te recuerdan, aprecian y animan en estas tristes situaciones. Mi agradecimiento personal y familiar a los miembros de los Grupos Astudillo66, Cambados y Estudiantes Salesianos 1956-1965.
Virgilio

Rodrigo, hijo de Virgilio, ha compuesto el poema “Porque nada termina” en memoria de su abuelo Miguel. Lo ha publicado en su Blog de Poesía.

Nos unimos al dolor por la pérdida del padre de Virgilio y ofrecemos nuestras oraciones por su eterno descanso..

Publicación de noticias sobre la muerte de personas relacionadas con el grupo

Hoy, 22 de junio de 2018, se cumplen 56 años de la súbita MUERTE DE SANTOS ENCINAS MONEDERO, nuestro compañero y amigo, acaecida al finalizar el año de Noviciado en Mohernando (Guadalajara).

La publicación de noticias sobre las defunciones de Salesianos dentro del territorio de la nueva Inspectoría Santiago el Mayor, además de las correspondientes a compañeros de curso y amigos, así como de sus familiares más directos, al parecer, como ha llegado a mis oídos, no está siendo del agrado de algunos destinatarios de nuestro Grupo “Estudiantes Salesianos 1956-1965”.

Mi intención al publicarlas ha sido corresponder al compañerismo y amistad de otras personas que se relacionan con nosotros, aunque pertenezcan, por edad y estudios, a otros grupos de exsalesianos que realizaron sus estudios de aspirantado y estudiantado en el territorio de otras Inspectorías, porque éllas sí que están interesadas en saber noticias sobre sus superiores y profesores salesianos, así como sobre sus compañeros y amigos de internados salesianos; por otra parte, la muerte forma parte de la vida y hay que hablar de ella con naturalidad.

A partir de hoy, sólo haré referencia a la muerte de compañeros de nuestro Grupo “Estudiantes Salesianos 1956-1965” y de sus familiares más directos. No tengo ningún interés en amargar o entristecer días con esas noticias luctuosas, máxime cuando, por la edad avanzada de las personas con las que nos relacionamos entonces, irán siendo más frecuentes. Tampoco recordaré el aniversario de la muerte de difuntos relacionados con nosotros.

Aprovecho la ocasión para invitaros a reflexionar sobre el contenido de estas FRASES SOBRE LA MUERTE:

  • “La muerte es un castigo para algunos, para otros un regalo, y para muchos un favor.” (Séneca).
  • “Jesús le dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque muera, vivirá, y todo el que vive y cree en mí, no morirá jamás.” (Juan 11, 25-26).
  • ”Para el cristiano, la muerte no es la derrota sino la victoria: el momento de ver a Dios; la muerte para hallarlo, la eternidad para poseerlo….La muerte para el cristiano no es el gran susto, sino la gran esperanza.”(San Alberto Hurtado).
  • Recuerda que cuando abandones esta tierra, no podrás llevar contigo nada de lo que has recibido, solamente lo que has dado: un corazón enriquecido por el servicio honesto, el amor, el sacrificio y el valor”.(San Francisco de Asís).
  • “Así como una jornada bien empleada produce un dulce sueño, así una vida bien usada causa una dulce muerte”. (Leonardo da Vinci).
  • “Ama ahora mientras vivas ya que muerto no lo podrás lograr”. (William Shakespeare).
  • “La muerte no nos roba los seres amados; al contrario, nos los guarda y nos los inmortaliza en el recuerdo. La vida sí que nos los roba muchas veces y definitivamente”. (François Mauriac).
  • “La muerte no existe, la gente sólo muere cuando la olvidan; si puedes recordarme, siempre estaré contigo.” (Isabel Allende).
  • “Después de todo, la muerte es sólo un síntoma de que hubo vida”. (Mario Benedetti).