Próximo Encuentro en Cambados (1 al 4 de junio de 2017)

Según información recibida de Emiliano Cabezón, Coordinador del Grupo Cambados, llevan bastante tiempo preparando un ENCUENTRO EN CAMBADOS, programado para los días 1 al 4 de junio de 2017.

Será un encuentro especial, pues, para muchos coincidirá con su estancia en el Aspirantado Salesiano de Cambados hace 50 años. Celebrarán la comida y sobremesa en el mismo colegio.

De momento, los más de 100 participantes inscritos pertenecen a los Grupos Cambados y Astudillo66. Llegarán desde muchos lugares de España: del Norte, Madrid, guadalajara, Valencia…, incluso desde Canarias.

Si alguno de los lectores está interesado, puede ponerse en contacto con Emiliano: emicamer@hotmail.com . Os animo a participar con ellos. Os copio el enlace a una imagen con el Programa de Actividades.

Desde nuestro Grupo “Estudiantes Salesianos 1956-1965”, les deseamos que les resulten unos días maravillosos disfrutando del compañerismo y la amistad, disfrutando de la vida al lado de compañeros con los que convivieron bastantes años.

=======

12-4-2017

Para los que estamos reencontrándonos con compañeros, este proyecto de Cambados está siendo extraordinario y después de más de 50 años de estancia en Cambados es maravilloso pasar unos días (del 1 al 4 de junio) por aquellas tierras con comida en el colegio y más de 100 personas recordando aquellos felices años…

Doy gracias a los colaboradores y, principalmente, aquellos que están poniendo interés, vayan o no puedan ir. Lo principal es que estamos formando un gran grupo y manteniendo unas relaciones de amistad y cariño.

Gracias a esos compañeros que no les importan las distancias y quieren convivir esos días… Acogemos a todos con grato placer.

Emiliano

Breve crónica del XV Encuentro en Valladolid (por Virgilio Rubio, del Grupo “Cambados”)

6 de abril de 2017, 11:07

El pasado día 1 de abril tuvieron lugar en Valladolid los actos del día principal de la Convivencia Anual con motivo del XV ENCUENTRO DE “ESTUDIANTES SALESIANOS”.

Se realizó una visita a la Residencia Don Bosco, donde fuimos recibidos familiarmente por su Director, Pedro Arroyo, quien luego también acompañó al órgano los cánticos religiosos en la iglesia y animó con su acordeón las canciones populares de la sobremesa; se celebró a continuación una misa “de angelis” en la Parroquia de María Auxiliadora; y se finalizó con la tradicional comida de hermandad en la localidad vallisoletana de Herrera de Duero.

Todo resultó muy bien y estuvo estupendamente organizado por el Grupo “Estudiantes Salesianos 56-65” y por la rama vallisoletana del Grupo “Cambados”. Asistimos más de 60 personas.

A algunos nos sorprendió -celebrándose en Valladolid y estando anunciado el acontecimiento repetidamente y con tanta antelación- la total ausencia de nuestro Grupo “Astudillo66”, así como de los componentes de éste y otros Grupos residentes en Palencia, León y Zamora; además, también de algunos miembros del propio Valladolid, ya que se contó con la presencia de participantes del País Vasco e incluso de Alicante. Igualmente nos sorprendió que (aunque así se nos había anunciado) no presidiera la celebración religiosa Ángel Téllez, a quien, sin embargo, pudimos ver fugazmente y apartado durante la propia celebración.

Virgilio

 

Presentación de un libro de Juan José Bartolomé, sdb.

El día 24 de noviembre, a las 19:00 h, tuvo lugar la PRESENTACIÓN DE UN LIBRO DE JUAN JOSÉ BARTOLOMÉ, sdb, promovida por la Editorial CCS, en el teatro del Colegio Salesianos Estrecho de Madrid (c/ Francos Rodríguez, 5).

El libro lleva por título “Un único Evangelio: cuatro versiones” y forma parte de la “Colección Claves Cristianas / Serie Minor” de la Editorial CCS, haciendo el nº 20.

Presentaron al autor y su obra tres personas:

  • Mariano Sáez, sdb, director de la obra Salesianos Estrecho y párroco de San Francisco de Sales.
  • Concepción Hernanz, responsable del Área de Publicaciones de Editorial CCS.
  • Álvaro Ginel, sdb, responsable de la Sección de Pastoral y Catequesis de la Editorial CCS, quien, en su turno de palabra, resaltó que el libro pretende acercarnos a los cristianos -de forma clara, concisa y sencilla- a una nueva y actualizada visión de “un único Evangelio con cuatro versiones”.

mosaico-libro-juanjo-bartolome-1b

Después llegó el turno de Juan José, autor y profesor de Sagrada Escritura en el Centro Teológico Salesiano de Tlaquepaque de Guadalajara (México), quien tomó la palabra para explicarnos brevemente su obra. Puedo destacar algo de lo que dijo tomando unos párrafos de su libro:

  • Evangelio , en su origen, no designaba un escrito, sino la noticia de una actuación, a saber, lo que Jesús hizo y dijo (Hch 1,1;Jn 21,35) y mandó proclamar a todo el mundo (Mt 28,19-20; Hch 1,8)” – que puede leerse en la pág. 5 de la Introducción-.
  • Lo sustantivo en el Evangelio es ser predicación… Es en su predicación donde el escrito evangélico renace de nuevo como lo que siempre ha sido, Buena Noticia” -Introducción, pág. 7-.
  • “Una lectura del Evangelio que no se convierta en Buena Noticia, en proclamación actualizada de la oferta de salvación que tenemos en Cristo Jesús y que espera una respuesta personal, no se autentifica como genuina” -Cap. 1, pág. 26-.
  • “Contar con un solo Evangelio, pero “tetraforme”, refleja la convicción primitiva de que el Evangelio es uno y confirma, asimismo, que se hace presente en cuatro versiones-Cap. 6, pág. 115-.

Numerosas personas asistieron al acto, participando algunas, al final, con preguntas al autor. Entre esas personas, se encontraron seis compañeros  y amigos de Juan José que convivieron con él durante los años de internado en Aspirantados y Estudiantados Salesianos: Eugenio Carrero, Benito Casado, Ángel Díaz, José Pedro de Frutos y Álvaro Ginel. Todos ellos, después de muchos años sin verse, pasaron unos momentos emotivos. Pertenecen al Grupo “Estudiantes Salesianos 1956-1965”.

Fallecimiento de Jesús Esteban Barranco

JESÚS ESTEBAN BARRANCO-1fEl día 31 de julio, Clodomiro Prieto (Coordinador del Grupo “Quynta58”) me comunicó el FALLECIMIENTO DE JESÚS ESTEBAN BARRANCO, nuestro compañero y amigo, que se había producido a las 7:13,  pidiéndonos que rezáramos por su eterno descanso.

Jesús llevaba bastante tiempo entrando y saliendo del hospital por sus variadas dolencias.

Ya os lo he comunicado por WhatsApp y correo electrónico para que lo tengamos presente en nuestras oraciones.

Jesús participó en alguna comida del Grupo de Madrid, a partir de la Misa por el difunto José Ramón Urbieta, a quien apreciaba mucho. Durante estos años ha estado en contacto con nuestro grupo. De vez en cuando me comunicaba tanto sus problemas de salud como sus idas y venidas al hospital, pues aquéllos no iban remitiendo.

Adolfo Yáñez, perteneciente al Grupo “Burgos”, que tuvo más relación con él desde sus años en internados salesianos, me ha destacado, a través de un mensaje que me dirigió el día 2 de agosto, alguna de las cualidades personales que reunía Jesús:

  1. Era una persona que practicaba un catolicismo militante, una fe comprometida y misionera, un “sacerdocio sin necesidad de órdenes mayores”.
  2. Sabía que yo me encuentro en posturas filosóficas y religiosas diametralmente opuestas a las suyas; pero me regaló siempre su proximidad afectiva, su comprensión, incluso su interés por las fuentes en las que alimento mis propias convicciones. Me solicitó artículos en los que he desarrollado de cara al público las opiniones que he abrazado y los títulos de libros concordantes con instituciones en las que milito y que satanizan muchos de quienes se identifican con el ideario de Jesús Barranco, pero que carecen de su apertura de mente.
  3. En todo cuanto ahora te expongo (creencias, respeto, sana curiosidad intelectual…) creo que se mantuvo igual desde los lejanos años cincuenta del siglo pasado, en los que yo le conocí en el Seminario Salesiano de Arévalo, hasta las veces postreras en las que nos hablamos o escribimos.
  4. Me consta, como a ti, que sufrió mucho y durante largos años, que ni el dolor ni la enfermedad le impidieron tener un cierto sentido del humor ni doblegaron la reciedumbre de su fe. Me consta que fue consecuente, en una palabra, con esa fe que le abrasaba el espíritu y que convirtió en un sólido pedestal en el que asentar cada uno de sus actos y cada uno de sus días.
  5. Porque supo ser tolerante e incluso fraterno conmigo, sin renunciar un ápice a su íntimo sentir y a su íntima forma de pensar, le recordaré siempre con infinito cariño. 

JESÚS ESTEBAN BARRANCO-3e

Que María Auxiliadora y Don Bosco, de los que era muy devoto, le hayan ayudado en el tránsito. ¡Descanse en paz!